En los confines del Nuevo Mundo. Cartas y documentos de Filipina Duchesne – X. Baró i Queralt

“En los confines del Nuevo Mundo. Cartas y documentos de Filipina Duchesne” es un libro que recoge la correspondencia y los escritos de una mujer extraordinaria, que dejó su Francia natal para dedicarse a la evangelización y la educación en América. Se trata de una obra que nos acerca a la vida y el pensamiento de una santa, que supo afrontar las dificultades y los desafíos de su tiempo con fe, esperanza y caridad.

Ficha técnica

  • Autor: Xavier Baró i Queralt
  • Temática: Historia, biografía, religión
  • Editorial: Ediciones Encuentro
  • Año: 2020
  • Páginas: 352

Comentario del libro “En los confines del Nuevo Mundo. Cartas y documentos de Filipina Duchesne”

Contexto histórico

El libro se sitúa en el siglo XIX, una época de grandes cambios políticos, sociales y culturales en Europa y América. La Revolución Francesa, la independencia de Estados Unidos, las guerras napoleónicas, la restauración monárquica, la revolución industrial y las luchas por la emancipación de las colonias hispanoamericanas son algunos de los acontecimientos que marcaron este período. En este contexto, la Iglesia católica tuvo que afrontar el desafío de la secularización, el racionalismo, el liberalismo y el nacionalismo, así como el de la expansión misionera en los nuevos territorios.

Trayectoria vital

Filipina Duchesne nació en Grenoble en 1769, en el seno de una familia acomodada y culta. Desde niña sintió la vocación religiosa y entró en el convento de las visitandinas. Sin embargo, la Revolución Francesa interrumpió su vida monástica y tuvo que volver a su casa. Durante esos años difíciles, ayudó a los presos y a los perseguidos por su fe. En 1804 se unió a la Sociedad del Sagrado Corazón de Jesús, fundada por Magdalena Sofía Barat, con quien mantuvo una estrecha amistad. Su sueño era ir a misionar al Nuevo Mundo, donde creía que podía servir mejor a Dios y a los hombres. En 1818, con 49 años, partió hacia Estados Unidos junto con otras cuatro religiosas. Allí fundó el primer convento del Sagrado Corazón en San Luis (Misuri) y se dedicó a la educación de las jóvenes, especialmente de las más pobres y marginadas. También se interesó por la situación de los indígenas y quiso aprender su lengua y su cultura. En 1841 viajó a Kansas para fundar una escuela entre los potawatomis, donde fue conocida como “la mujer que reza siempre”. Regresó a San Luis en 1842 y murió diez años después, dejando un legado de santidad y entrega.

Valoración crítica

El libro de Xavier Baró i Queralt es una obra rigurosa y documentada, que se basa en las fuentes originales de Filipina Duchesne: sus cartas, sus diarios, sus informes y sus memorias. El autor nos ofrece una visión completa y equilibrada de su personalidad, sus virtudes, sus defectos, sus logros y sus fracasos. No se trata de una hagiografía edulcorada ni de una crítica destructiva, sino de un retrato humano y veraz de una mujer que buscó siempre hacer la voluntad de Dios. El libro también nos muestra el contexto histórico en el que vivió Filipina Duchesne, tanto en Francia como en América, así como las relaciones que mantuvo con otras figuras relevantes de su época, como Magdalena Sofía Barat, William Dubourg o Pierre-Jean De Smet. El autor no oculta las dificultades que tuvo Filipina Duchesne para adaptarse al nuevo ambiente, para superar las barreras culturales e idiomáticas, para lidiar con las autoridades eclesiásticas o para conciliar su ideal misionero con las exigencias de su congregación. Sin embargo, tampoco deja de resaltar su espíritu pionero, su celo apostólico, su amor a los pobres y a los indios, su humildad y obediencia, su confianza en la Providencia y su unión con el Corazón de Jesús.

Conclusión

“En los confines del Nuevo Mundo. Cartas y documentos de Filipina Duchesne” es un libro que nos invita a conocer y a admirar a una de las grandes figuras de la historia de la Iglesia en América. Se trata de una lectura que nos enriquece cultural e históricamente, pero también espiritual y moralmente. Filipina Duchesne es un ejemplo de fidelidad, de valentía, de generosidad y de oración, que puede iluminar nuestra vida cristiana en el mundo actual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *