La impostura freudiana – Juan B. Fuentes

En este comentario se analiza el libro “La impostura freudiana” de Juan B. Fuentes, una obra que cuestiona radicalmente el psicoanálisis freudiano desde una perspectiva antropológica y cristiana. El autor, profesor de Filosofía en la Universidad Complutense de Madrid, realiza una crítica demoledora e implacable del psicoanálisis freudiano como institución, que habría contribuido a la desmoralización y al relativismo moral de la sociedad moderna. El libro se basa en una amplia investigación bibliográfica y en un riguroso análisis histórico y filosófico, que pretende desenmascarar la impostura de Freud y sus seguidores, que habrían fingido una supuesta ciencia para liberarse de toda responsabilidad moral. El comentario se estructura en cuatro partes: la ficha técnica, el resumen del contenido, la valoración crítica y la conclusión final.

Ficha técnica

  • Autor: Juan B. Fuentes
  • Temática: Filosofía, Antropología, Psicoanálisis

Comentario del libro “La impostura freudiana”

La crítica al psicoanálisis freudiano como institución

El libro comienza con una introducción en la que el autor expone los objetivos y el método de su obra, así como las principales tesis que va a defender. Según Fuentes, el psicoanálisis freudiano no es una ciencia, sino una ideología que se presenta como una terapia para curar los males de la sociedad moderna, pero que en realidad los agrava y los perpetúa. El autor sostiene que el psicoanálisis freudiano es una institución que se ha impuesto como una autoridad moral y cultural, que ha influido en la educación, la política, el arte, la religión y la vida cotidiana, y que ha generado una cultura de la impostura, del engaño y de la irresponsabilidad. El autor se propone desmontar esta impostura desde una mirada antropológica crítica, que parte de una concepción cristiana del ser humano y de la historia, y que se apoya en una amplia documentación y en una sólida argumentación.

La formación histórica del individuo modernista

En el primer capítulo, el autor traza la genealogía del individuo modernista, que es el tipo de sujeto que surge en la modernidad y que se caracteriza por su desmoralización, su desarraigo y su falta de sentido. Fuentes explica que el individuo modernista es el resultado de un proceso histórico que se inicia con la crisis del idealismo alemán, que supone el fracaso de la razón para dar cuenta de la realidad y de la moral, y que se prolonga con el surgimiento del romanticismo, que exalta la subjetividad, el sentimiento y la imaginación. El autor muestra cómo el individuo modernista se siente alienado de la sociedad, de la naturaleza y de Dios, y cómo busca una salida en el psicoanálisis freudiano, que le ofrece una explicación de su malestar y una liberación de sus conflictos.

La impostura freudiana como respuesta al malestar modernista

En el segundo capítulo, el autor analiza el psicoanálisis freudiano como una respuesta al malestar modernista, que consiste en una impostura, es decir, en un fingimiento de una ciencia y de una terapia que en realidad son una ideología y una manipulación. Fuentes expone las principales ideas de Freud y de sus discípulos, y las somete a una crítica rigurosa, mostrando sus contradicciones, sus falacias, sus inconsistencias y sus consecuencias negativas. El autor demuestra que el psicoanálisis freudiano no tiene ningún fundamento empírico, ni teórico, ni ético, y que se basa en una concepción falsa y reduccionista del ser humano, que lo reduce a un conjunto de impulsos inconscientes, determinados por el sexo y la agresividad, y que lo priva de su libertad, de su dignidad y de su trascendencia. El autor también revela que el psicoanálisis freudiano no es una terapia, sino una sugestión, que no cura, sino que enferma, y que no libera, sino que esclaviza. El autor denuncia que el psicoanálisis freudiano es una institución que se ha erigido en una autoridad moral y cultural, que ha impuesto su visión del mundo y de la vida, y que ha contribuido a la desmoralización y al relativismo moral de la sociedad moderna.

La alternativa antropológica cristiana al psicoanálisis freudiano

En el tercer y último capítulo, el autor propone una alternativa antropológica cristiana al psicoanálisis freudiano, que consiste en una concepción verdadera y plena del ser humano y de la historia, que se basa en la fe, la razón y la moral. Fuentes expone los fundamentos de la antropología cristiana, que parte de la revelación de Dios, que se ha hecho hombre en Jesucristo, y que se apoya en la razón natural, que reconoce la ley moral inscrita en el corazón humano. El autor muestra cómo la antropología cristiana ofrece una visión integral y realista del ser humano, que lo reconoce como una persona creada a imagen y semejanza de Dios, dotada de inteligencia, voluntad y libertad, llamada a la comunión con Dios y con los demás, y destinada a la felicidad eterna. El autor también explica cómo la antropología cristiana ofrece una interpretación de la historia, que la entiende como un plan providente de Dios, que respeta la libertad humana, que permite el mal y el pecado, pero que los vence con el amor y la gracia, y que conduce a la humanidad hacia su plenitud escatológica. El autor concluye que la antropología cristiana es la única que puede dar una respuesta satisfactoria al malestar modernista, y que puede orientar al ser humano hacia su verdadera realización personal y social.

Conclusión final

El libro “La impostura freudiana” de Juan B. Fuentes es una obra valiente y necesaria, que desvela la falsedad y la nocividad del psicoanálisis freudiano, y que propone una alternativa antropológica cristiana, que recupera la verdad y la dignidad del ser humano y de la historia. El autor realiza una crítica profunda y rigurosa del psicoanálisis freudiano como institución, que se basa en una amplia investigación bibliográfica y en un sólido análisis histórico y filosófico, y que no deja lugar a dudas sobre la impostura de Freud y sus seguidores. El autor también expone los fundamentos de la antropología cristiana, que se basa en la fe, la razón y la moral, y que ofrece una visión integral y realista del ser humano y de la historia, que respeta su libertad, su dignidad y su trascendencia. El libro es una invitación a reflexionar sobre el sentido de la vida y de la historia, y a rechazar la impostura freudiana, que nos aleja de Dios y de nosotros mismos, y a abrazar la antropología cristiana, que nos acerca a Dios y a los demás, y que nos abre a la esperanza y a la felicidad.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *