Maximiliano Arboleya – D. Benavides

El libro “Maximiliano Arboleya – D. Benavides” es una obra que nos presenta la vida y la obra de un sacerdote asturiano que fue un pionero del catolicismo social en España. El libro nos muestra la trayectoria de Maximiliano Arboleya, desde sus orígenes humildes hasta su muerte en 1951, pasando por su formación sacerdotal, su labor periodística, su compromiso sindical, su participación política y su enfrentamiento con la jerarquía eclesiástica. El libro es un retrato de un hombre que luchó por la justicia social y la renovación de la Iglesia, pero que también cometió errores y se vio envuelto en conflictos y contradicciones.

Rebajas
Maximiliano Arboleya (BIOGRAFÍAS)
  • Maximiliano Arboleya (BIOGRAFÍAS)
  • Biblioteca Autores Cristianos
  • Español
  • Tapa blanda

Ficha técnica

  • Autor: Domingo Benavides
  • Temática general: biografía
  • Número de páginas: 280
  • Editorial: Biblioteca de Autores Cristianos

Maximiliano Arboleya nació en Pola de Laviana, Asturias, en 1870, en el seno de una familia pobre. Ingresó en el seminario de Oviedo en 1884, donde se destacó por su inteligencia y su carácter rebelde. Fue ordenado sacerdote en 1894 y nombrado canónigo de la catedral de Oviedo en 1901. Desde entonces, se dedicó a la enseñanza, la predicación y la escritura. Fue un sacerdote atípico, que no se conformaba con el papel tradicional del clero y que buscaba una mayor implicación de la Iglesia en los problemas sociales.

Un periodista comprometido

Maximiliano Arboleya fue el director del periódico “El Noroeste”, el órgano oficial de la diócesis de Oviedo, desde 1903 hasta 1936. Desde sus páginas, defendió las ideas del catolicismo social, inspirado en la encíclica “Rerum novarum” del papa León XIII. Arboleya abogó por la dignificación del trabajo, la mejora de las condiciones de vida de los obreros, la creación de sindicatos católicos y la colaboración entre las clases sociales. También criticó el liberalismo, el socialismo, el anarquismo y el nacionalismo. Su labor periodística le granjeó muchos admiradores, pero también muchos enemigos.

Un sindicalista polémico

Maximiliano Arboleya fue el fundador y el líder del Sindicato Católico Agrario (SCA), una organización que agrupaba a los campesinos asturianos y que pretendía defender sus intereses frente a los terratenientes y los intermediarios. El SCA fue una experiencia pionera y exitosa de sindicalismo católico, que logró mejorar las condiciones laborales y económicas de los agricultores. Sin embargo, el SCA también fue un foco de conflicto y polémica, ya que se enfrentó con otros sindicatos, con los partidos políticos y con la propia Iglesia. Arboleya fue acusado de ser un agitador social, un demagogo y un hereje.

Un político fracasado

Maximiliano Arboleya fue el candidato del SCA a las elecciones generales de 1918, 1919 y 1920 por el distrito electoral de Laviana. Su objetivo era llevar al Parlamento las reivindicaciones de los campesinos asturianos y defender los principios del catolicismo social. Sin embargo, no consiguió ser elegido diputado en ninguna de las tres ocasiones, debido a las presiones y al fraude electoral de sus adversarios políticos. Arboleya se sintió defraudado por el sistema político y por la falta de apoyo de la Iglesia. Su fracaso electoral marcó el inicio de su declive personal y profesional.

Un marginado eclesial

Maximiliano Arboleya sufrió el rechazo y la persecución de la jerarquía eclesiástica, que no veía con buenos ojos su actividad social y política. Fue sometido a varios procesos canónicos, que le acusaron de desobediencia, insubordinación, cisma y herejía. Fue suspendido de sus funciones sacerdotales en varias ocasiones y apartado de la dirección de “El Noroeste”. Su situación se agravó con el estallido de la Guerra Civil, que le obligó a exiliarse en Francia. A su regreso, en 1940, fue confinado en un convento de Meres, donde murió en 1951, sin haber sido rehabilitado por la Iglesia.

Conclusión final

El libro “Maximiliano Arboleya – D. Benavides” es una obra que nos ofrece una visión completa y equilibrada de un personaje singular y controvertido de la historia del catolicismo español. El autor, Domingo Benavides, combina el rigor histórico con el testimonio personal, ya que conoció y trató a Maximiliano Arboleya. El libro nos muestra los aciertos y los errores de un hombre que quiso ser fiel al Evangelio y a la justicia social, pero que se encontró con la incomprensión y la hostilidad de su tiempo. El libro es una invitación a reflexionar sobre el papel de la Iglesia en la sociedad y sobre los desafíos que plantea el catolicismo social hoy en día.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *