¿Qué es la naturaleza? – Fabrice Hadjadj

La crisis ecológica actual nos plantea la urgencia de repensar el concepto de naturaleza, que se ha convertido en un eslogan vacío o en un artificio más. ¿Qué significa realmente la naturaleza? ¿Qué relación tiene el hombre con ella? ¿Qué norma debe guiar nuestra acción sobre el mundo natural? Estas son algunas de las preguntas que aborda el libro “¿Qué es la naturaleza?” de Fabrice Hadjadj, filósofo y escritor francés, en colaboración con François-Xavier Putallaz, profesor de filosofía medieval. El libro, publicado por la editorial Rialp en su colección Pensamiento Actual, ofrece una reflexión profunda y original sobre el tema, desde una perspectiva creyente y en diálogo con la tradición filosófica, especialmente con Aristóteles.

Rebajas
¿Qué es la Naturaleza? (Pensamiento Actual)
3 Opiniones

Ficha técnica

  • Autor: Fabrice Hadjadj
  • Temática: Filosofía

Comentario del libro “¿Qué es la naturaleza?”

La polisemia de la naturaleza

El primer capítulo del libro se dedica a analizar los diferentes sentidos que ha tenido el término naturaleza a lo largo de la historia del pensamiento. Los autores muestran cómo la naturaleza ha sido entendida como cosmos ordenado y finalizado, como esencia de las cosas individuales, como principio interno de actividad, como lo que está llamado a nacer y a desplegar sus potencialidades, como lo opuesto a la cultura o a la gracia, como lo que se da al principio o al final, como lo que se impone o lo que se elige, etc. Esta polisemia no es un problema, sino una riqueza, siempre que no se reduzca la naturaleza a uno solo de sus significados, perdiendo así la comprensión de su complejidad y de su unidad.

La naturaleza como norma

El segundo capítulo se centra en la cuestión de la normatividad de la naturaleza, es decir, en qué medida la naturaleza puede ser un criterio para la acción humana, tanto ética como técnica. Los autores defienden que la naturaleza, en tanto que fin, se revela como norma, y que respetar el orden natural no significa solo imitar la naturaleza, sino llevarla a su cumplimiento. Para ello, se apoyan en la filosofía de Aristóteles, que distingue entre naturaleza y arte, entre lo que se hace por sí mismo y lo que se hace por otro, entre lo que se hace por necesidad y lo que se hace por elección. Así, el hombre, que es un ser natural y racional, tiene la capacidad de actuar según la naturaleza y según el arte, según la necesidad y según la libertad, buscando siempre el bien y la felicidad.

La naturaleza como creación

El tercer y último capítulo aborda la cuestión de la naturaleza como creación, es decir, como obra de Dios, que es el Creador de todas las cosas. Los autores sostienen que la fe en el Creador no es un obstáculo, sino una ayuda, para comprender la naturaleza y para actuar sobre ella de manera responsable y solidaria. La creación implica que la naturaleza no es una realidad autónoma, sino que depende de Dios, que la sostiene y la gobierna con sabiduría y amor. La creación también implica que la naturaleza no es una realidad estática, sino que está abierta a la novedad, a la sorpresa, a la intervención divina. La creación, por último, implica que la naturaleza no es una realidad indiferente, sino que está llamada a participar de la gloria de Dios, que se manifiesta de modo singular en la encarnación, la pasión, la muerte y la resurrección de Cristo.

Conclusión

El libro “¿Qué es la naturaleza?” de Fabrice Hadjadj es una obra estimulante y provocadora, que nos invita a reflexionar sobre uno de los temas más relevantes y controvertidos de nuestro tiempo. El autor, con un estilo ágil y ameno, combina el rigor filosófico con el humor y la ironía, y nos ofrece una visión integral y original de la naturaleza, que supera los reduccionismos y los dualismos que la han empobrecido y la han puesto en peligro. El libro, además, nos propone una ecología verdaderamente humana y cristiana, que reconoce la dignidad y la vocación del hombre como hijo de Dios, como imagen de Dios, como colaborador de Dios y como destinatario de la salvación de Dios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *